Refrigeradora organizada

Organiza tu refrigeradora, lo que nadie dice

Refrigeradora mujer

Aunque organizar tu refrigeradora puede ser una tarea que no tienes contemplada en tu rutina de limpieza hogareña, hacerte un espacio para hacerlo puede traerte muchos beneficios a largo plazo. Sobre todo si tienes una refrigeradora nueva.

Te compartimos aquí algunas cosas que descubrimos sobre organizar la nevera.

1. Un frigorífico vacío es malo, y uno sobrecargado aún peor.

Llenar cada centímetro de tu nevera puede hacer que se te olviden alimentos, que se bloqueen las salidas de aire, que se impida el flujo de aire y que se reduzca la eficiencia energética. Dicho esto, si tu nevera está casi vacía, considera la posibilidad de llenarla con unas cuantas botellas de agua, que cuando se enfrían, ayudan al aparato a mantener temperaturas frescas. La mejor práctica es intentar que la nevera esté lleno en dos terceras partes.

2. Corta las frutas y verduras bajo tu propio riesgo

Sabemos que muchas personas recomiendan lavar y cortar las frutas y verduras antes de guardarlas en la nevera para fomentar el consumo de aperitivos saludables. La cuestión es, que los productos cortados se deterioran más rápidamente, ya que hay más superficie expuesta. La mejor práctica es lavar y cortar cuando se vayan a consumir.

3. Guardar la leche en la puerta, no es la mejor opción

Los lugares más cálidos de tu refrigerador son el interior de la puerta y el estante superior. Como la leche puede estropearse más rápido, debería ir en el estante central, que goza de temperaturas constantes. Lo mismo ocurre con los huevos (no los pongas en el compartimento para huevos de la puerta, si lo tienes). Guarda los condimentos, que suelen tener mucho vinagre y sal, en la puerta. Y si tu frigorífico tiene lugares dedicados a los lácteos y a las carnes para bocadillos, asegúrate de aprovecharlos.

4. No mezcles frutas y verduras en el mismo cajón

Si tienes una nevera nueva, es probable que tengas dos cajones, uno para las verduras y otro para las frutas. A veces puede resultar fácil pasar algunas verduras al cajón de frutas cuando acabas de hacer las compras, pero no es la mejor idea. ¿Por qué? El cajón de las verduras está calibrado para productos de alta humedad (las verduras se marchitan más lentamente cuando hay humedad) y el cajón de las frutas está configurado para una humedad baja (las frutas se pudren más lentamente cuando hay poca humedad). Otra razón para mantener separadas las verduras y las frutas: el etileno de las frutas puede hacer que las verduras se estropeen prematuramente.

5. Las carnes deben almacenarse en el estante más bajo

Sólo hay dos lugares para guardar la carne: en el congelador o en el estante más bajo del frigorífico, donde no pueda gotear sobre ningún alimento. Vamos a dar un paso más: coloca una bandeja debajo de la carne en ese estante; ayuda a contener cualquier posible fuga y hace que sea súper fácil de limpiar en caso de derrame.

Esperamos que estos descubrimientos te convenzan de organizar tu nevera. Cuéntanos si implementas alguno o descubriste algo nuevo.

También te puede interesar: https://roxyfitnessmexico.com/vida-saludable/las-mejores-estufas-electricas-del-mercado/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.